Saltar al contenido
Inicio » Noticias y artículos » Qué ocurre en nuestro cuerpo cuando dejamos de entrenar

Qué ocurre en nuestro cuerpo cuando dejamos de entrenar

  • Salud

El ejercicio físico debe realizarse de manera constante. Una vez que tenemos la rutina de acudir al gimnasio es muy importante no abandonarla, pues nuestro cuerpo lo nota y sufre las consecuencias.

El método Curves está diseñado para que no te cueste esfuerzo acudir a tus sesiones de entrenamiento y que no pierdas las ganas y la rutina de cuidarte. Llevar una vida saludable no es cuestión de una temporada sino que es un hábito que no se puede abandonar una vez que empiezas.

"Llevo dos años en Curves y me encanta. El entrenamiento de fuerza me ha ayudado a tonificar y mantener la masa muscular, además de otras cosas positivas como la constancia con el ejercicio, las risas con las monitoras. Te sientes como en casa"

Rocío Saldaña, Curves Alcalá

Los riesgos de dejar de entrenar

Los cambios y las consecuencias que se producen en tu cuerpo cuando dejas de entrenar varían en función del tiempo que estemos sin acudir al gimnasio. No obstante, los primeros síntomas se empiezan a notar ya en la primera semana en que la que hemos dejado de acudir a nuestro gimnasio.

"El entrenamiento Curves es muy completo y se adapta a todas las edades. Muy fácil de seguir gracias a nuestras entrenadoras que siempre están ahí animándonos. A mí me ha ayudado a en mi autoestima ya que con el ejercicio me veo y me siento mejor. Además, he conocido a gente maravillosa"

Uxua Jiménez, Curves Pamplona

  • La autoestima disminuye. Hacer ejercicio no solo tiene beneficios a nivel físico, sino que también ayuda a mejorar nuestra autoestima y confianza en nosotras mismas. Nos sentimos mejor y más felices con nuestro cuerpo y afrontamos el día a día con más optimismo y energía. Si dejamos de hacer ejercicio poco a poco nuestro ánimo va decayendo y, por lo tanto, la autoestima también baja. En Curves potenciamos esta parte y, por eso, nuestras entrenadoras están siempre animando a las curveras para que superen sus retos y ganen confianza en sí mismas.
  • Pérdida de fuerza muscular. Si dejamos de entrenar todo el esfuerzo hecho anteriormente y los retos conseguidos quedarán en nada. Si no ejercitamos nuestro cuerpo nuestros músculos se irán debilitando poco a poco. Esta pérdida de masa muscular tiene efectos físicos que pueden afectar a la salud a largo plazo.
  • Riesgo de enfermedades cardiovasculares. Cuando hacemos ejercicio, por ejemplo, con el entrenamiento de fuerza de Curves, la capacidad del corazón para bombear sangre aumenta lo que hace que este órgano esté activo y fuerte. No obstante, la falta de ejercicio físico puede producir problemas de salud cardiovasculares que a largo plazo pueden dar lugar a infartos o a la formación de trombos.
  • El metabolismo se ralentiza. El deporte tiene la capacidad de acelerar el metabolismo y, por tanto, de quemar grasa más rápidamente. Cuando hacemos ejercicio nuestra tasa metabólica aumenta, así como disminuye si estamos descansando. En este sentido, una vida sedentaria sin hacer ejercicio provoca que el metabolismo sea más lento y se acumule la grasa.
  • La grasa corporal se acumula. Como consecuencia del punto anterior, si no hacemos ejercicio es más difícil quemar las grasas lo que provocan que se acumule en determinadas zonas del cuerpo, lo que también a largo plazo puede ocasionar problemas de salud serios, como el colesterol.

Hacer deporte es un hábito que no se debe abandonar. ¡Tu salud física y mental te lo agradecerán! Además, con el método Curves no querrás dejar de ir al gimnasio. Si aún no formas parte de nuestra comunidad, pide ya tu cita gratis o acude a tu club Curves más cercano.

Contacta a un entrenador

Share via
Qué ocurre en nuestro cuerpo cuando dejamos de entrenar
curves fitness for women
Curves ha ayudado a millones de mujeres a mejorar su calidad de vida en su condición física y en la pérdida de peso