Cómo el entrenamiento de fuerza puede mejorar tu estado de ánimo

Entrenamiento de fuerza y estado de %c3%a1nimo
Por Curves

ejercicio

Comenzamos un nuevo año con nuevas oportunidades para seguir creciendo y superando nuevos retos. En Curves te animamos a que no pierdas el ritmo que has llevado estos meses y sigas superándote día a día.

Recuerda que una rutina de ejercicio es esencial para sentirte sana, fuerte y segura de ti misma. El entrenamiento de fuerza de Curves es sin duda la respuesta. Nuestro sistema de ejercicio está diseñado para aumentar tu energía durante todo el año.

En definitiva, un sinfín de ventajas que te ayudan a sentirte mejor contigo misma y te permiten afrontar el día a día con mayor energía y optimismo.

“El entrenamiento de fuerza de Curves me ha proporcionado, además de perder peso, una mayor energía y un mejor estado de ánimo. El buen ambiente que se respira en Curves Universidad me invita a seguir esforzándome”

Eva Campos, Curves Valencia Universidad

El entrenamiento de fuerza, clave para tu estado de ánimo

Todo el mundo quiere escapar cuando estamos estresados por el trabajo y nos sentimos abrumados por el día a día. Hacer ejercicio es la clave que puede cambiar esta situación. El deporte nos da la sensación de control sobre nosotras mismas, beneficia nuestra salud y nos hace sentir más seguras de nosotras mismas.

Como hemos dicho, el entrenamiento de fuerza libera endorfinas, que son esenciales para que te sientas feliz y eufórico. La satisfacción de haber logrado tus objetivos y de seguir superándote día a día ayuda a mejorar tu estado de ánimo general. Al estar más optimista también ganas en seguridad y te vuelves imparable. ¡El ejercicio es una pieza clave para tu confianza en el día a día!

“Curves es sinónimo de eficacia y bienestar. El entrenamiento de fuerza es una práctica diaria en mi vida e influye en mi estado de ánimo y mi energía”

Mirta Esperanza Aparicio

Algunos de los refuerzos de confianza más notorios que verás al poco tiempo de hacer ejercicio son: una mejor postura corporal, una piel más bonita, una autoestima mayor y una perspectiva más positiva de la vida en general.

Cuando haces ejercicio la valoración personal sobre ti misma aumenta porque tienes la sensación de que estás haciendo algo para mejorar tu salud y esto produce la satisfacción de lograr los retos marcados. El ejercicio, además, ayuda a que tengamos una mejor percepción de nuestra apariencia e imagen corporal. Cuando cambiamos nuestra postura corporal manteniendo la cabeza y hombros erguidos, automáticamente nos sentimos más fuertes, poderosas y la confianza en nosotras misma nos impulsa hacia a arriba.

Si tú también quieres sentirte bien contigo misma, no lo dudes más y únete a Curves. Pide ya tu cita gratis o acércate a tu gimnasio Curves más cercano.

Para ver este contenido es necesario para permitir cookies en este sitio web.

Permitir cookiesNegar